miércoles, 27 de febrero de 2013

El corazón que se vuelve a armar

La primera vez que te rompen el corazón nunca se olvida, al menos eso es lo que creo, debido a que esta es la primera vez que experimento esa sensación.

Lo que se siente no tiene forma correcta de ser descrito, es como si el desamor te estuviera apachurrado el corazón por el simple gusto de hacerte bullying; es como si el desaliento te sumergiera la cara en una bañera llena de agua fría y no te quisiera soltar hasta ver como te entumes y te adentras en un profundo sueño que provoca que camines en automático por la vida.

Si todo sale bien en tu proceso, llega un momento en el que abres los ojos y empieza a hacer efecto el tan esperado analgésico: la aceptación (conste que dije aceptación, no resignación) esa que te hace darte cuenta que lo único que te queda es pegarle curitas a tu frágil corazón.

Sin embargo tenemos que estar consientes de que cuando algo se destruye y se vuelve a construir, tiene que tomar una forma diferente a la anterior para no cometer los mismos errores.


domingo, 24 de febrero de 2013

Crisis

No se que me pasa exactamente, solo hay 2 opciones.
1) síndrome del corazón roto.
2) me estoy volviendo loca.
Ahora que mis ojos se han abierto y veo las cosas por las que quería cegarme, me cuesta trabajo imaginar que solamente me voy a quedar cruzada de brazos.
Tiene que haber un cambio y EL tiene que verlo, basta de desperdiciar mi tiempo; por su responsabilidad puede que me convierta en alguien diferente.
De repente me empece a decir cosas como; quiero ser alguien mas o quisiera cavarme un hoyo y meterme dentro de el... Basta, ya no voy a huir. Basta, es suficiente de estos sentimientos que nunca serán correspondidos.
Pd. Perdón por el post confuso, pero en este estado no se puede esperar algo diferente, luego les explico.

domingo, 3 de febrero de 2013

Todo mundo tiene algo que decir

Si tan solo apareciera una persona que me dijera -te entiendo- y luego se quedara callada, me sentiría bastante satisfecha.

Algo acerca de mi en este momento: se me antoja un té y la soledad me esta haciendo bullyng.

Buenas noches.